Componentes sanguíneos

COMPONENTES ERITROCITARIOS

Sangre total: sangre tal como es extraída en una donación.

Hematíes: hematíes de una única donación de sangre total de la que se ha eliminado gran parte del plasma.

Hematíes sin capa leucocitaria: hematíes de una única donación de sangre de la que se ha eliminado gran parte del plasma y también la capa leucocitaria. Se define como capa leucocitaria el componente preparado por centrifugación de una unidad de sangre total, que contiene una proporción considerable de leucocitos y plaquetas.

Hematíes leucodeplecionados: hematíes de una única donación de sangre de la que se ha eliminado gran parte del plasma y leucocitos.

Hematíes en solución aditiva: hematíes de una única donación de sangre de la que se ha eliminado gran parte del plasma y a la que se añade una solución nutritiva o conservadora. Se entiende como solución aditiva la formulada específicamente para mantener las propiedades beneficiosas de los componentes celulares durante su conservación.

Hematíes sin capa leucocitaria, en solución aditiva: hematíes de una única donación de sangre de la que se ha eliminado gran parte del plasma y también la capa leucocitaria y a la que se añade una solución nutritiva o conservadora.

Hematíes leucodeplecionados, en solución aditiva: hematíes de una única donación de sangre de la que se ha eliminado gran parte de plasma y leucocitos y a la que se añade una solución nutritiva o conservadora.

Hematíes obtenidos por aféresis: hematíes procedentes de una donación mediante eritroaféresis

TRANSFUSIÓN DE CONCENTRADOS DE HEMATÍES

La finalidad de la transfusión de hematíes es aumentar la capacidad de transporte de oxígeno a los tejidos gracias a la hemoglobina que contienen en su interior. En la actualidad, todos los concentrados de hematíes transfundidos en nuestra comunidad proceden del fraccionamiento a partir de una unidad de sangre total: CONCENTRADO DE HEMATÍES LEUCODEPELCIONADO EN SOLUCIÓN ADITIVA.

Indicaciones de transfusión de concentrados de hematíes.

Anemia aguda. Producida, en general, por una hemorragia aguda y, más raramente por hemólisis aguda. Aunque se pierde sangre total, la reposición se hace con los diferentes componentes sanguíneos y hay que diferenciar el mantenimiento del volumen circulatorio, del transporte de oxígeno, de las proteínas plasmáticas y de las plaquetas. El tratamiento irá dirigido en primer lugar a reponer la volemia al 100%, porque el margen de seguridad es muy pequeño, con soluciones cristaloides y/ó coloides sintéticos. Después, se debe asegurar el transporte de oxígeno a los tejidos con concentrados de hematíes. El margen de seguridad es mucho más amplio, ya que con un gasto cardiaco de 5 L/min y una Hb de 15 gr/dl la oferta de O2 es de 1000 ml/min, de los que sólo se consumen 250. Por esto en un sujeto joven, previamente sano, con volemia mantenida, la cifra mínima de hemoglobina considerada segura es de 7 gr/dl. Por encima de esta cifra es necesario justificar la transfusión por los síntomas ó por las circunstancias especiales de cada paciente como edad, patología cardiorrespiratoria, riesgo de isquemia miocárdica, cerebral, etc. En estos casos es razonable mantener cifras de Hb entre 9-10 gr/dl.

Anemia Pre, Per y Postoperatoria. No hay una cifra de Hb por debajo de la cual no se pueda practicar una anestesia general ó regional. Si es posible, se debe corregir la anemia preoperatorio con tratamiento etiológico y considerar la posibilidad de técnicas de ahorro de sangre homóloga, como autotransfusión de predepósito, recuperación intra ó postoperatoria y hemodilución aguda normovolémica. Es razonable transfundir concentrados de hematíes en pacientes normovolémicos sin descompensación cardiopulmonar con Hb < 7 gr/dl y, si es posible, tras ó durante el acto quirúrgico. En pacientes con enfermedad cardiopulmonar, vascular ó en mayores de 70 años está justificada la transfusión preoperatoria para aumentar la Hb > 8-9 gr/dl.

Anemia crónica. Como norma general sólo está indicada la transfusión en pacientes sintomáticos y/ó refractarios al tratamiento etiológico. La mayoría de los enfermos requieren transfusión con Hb 10 gr/dl. Con cifras de Hb entre 5-8 gr/dl la decisión dependerá de criterios clínicos.

COMPONENTES PLASMÁTICOS

Plasma. Parte líquida de la sangre en la cual se encuentran suspendidos los elementos celulares. El plasma puede separarse de la parte celular de la sangre para su utilización terapéutica como plasma congelado o para su tratamiento ulterior, a fin de obtener crioprecipitado y plasma pobre en crioprecipitado para transfusión. Puede utilizarse también para la fabricación de medicamentos derivados del plasma humano o bien para la preparación de plaquetas unitarias o en mezcla, leucodeplecionadas o no. Asimismo, puede ser utilizado para la resuspensión de componentes eritrocitarios para exanguinotransfusión o transfusión perinatal.

Crioprecipitado. Componente plasmático preparado a partir de plasma fresco congelado mediante precipitación de las proteínas durante la descongelación, y posterior concentración y suspensión en un pequeño volumen de plasma.

Plasma fresco congelado. Plasma sobrenadante de una donación de sangre o plasma recogido mediante aféresis, posteriormente congelado en un periodo de tiempo y conservado a una temperatura que garantice el mantenimiento de los factores lábiles de coagulación.

Plasma pobre en crioprecipitado. Componente plasmático preparado a partir de una unidad de plasma fresco congelado. Consiste en la parte residual que queda tras ser retirado el crioprecipitado.

Plasma mantenido en cuarentena. Plasma en que se efectúa el control de las pruebas de detección de agentes infecciosos con una nueva determinación en el donante, en tiempo tal que cubra el periodo ventana habitual de los marcadores de las infecciones virales, establecidas en las pruebas de selección de donantes.

Plasma inactivado. Plasma sometido a técnicas estandarizadas de reducción de carga viral, como inactivación fotodinámica con azul de metileno, método con solvente-detergente o por otros métodos de inactivación previamente autorizados.

TRANSFUSION DE PLASMA FRESCO CONGELADO

En la actualidad, todo el plasma fresco congelado que se transfunde en Cantabria ha sido mantenido en cuarentena 120 días. Es por tanto, PLASMA FRESCO CONGELADO CUARENTENADO, obtenido a partir del fraccionamiento de sangre total o de donación por aféresis.

Indicaciones de transfusión de plasma fresco congelado

En 1993, a instancias del Ministerio de Sanidad y Consumo se establecieron por consenso interdisciplinar las indicaciones.

Indicaciones en las que su uso está establecido y demostrada su eficacia:
  1. Púrpura Trombótica Trombocitopénica.
Indicaciones en las que su uso está condicionado a la existencia de una hemorragia grave y alteraciones de las pruebas de coagulación :
  1. En pacientes que reciben transfusión masiva.
  2. Transplante hepático.
  3. Reposición de los factores de la coagulación en las deficiencias congénitas, cuando no existen concentrados de factores específicos.
  4. Situaciones clínicas con déficit de vitamina K que no permiten esperar la respuesta a la administración de vitamina K endovenosa ó no respondan adecuadamente a ésta (malabsorción, enfermedad hemorrágica del recién nacido, etc.)
  5. Neutralización inmediata del efecto de los anticoagulantes orales.
  6. Hemorragias secundarias a tratamientos trombolíticos.
  7. Coagulación intravascular diseminada aguda.
  8. Cirugía cardiaca con circulación extracorpórea.
  9. En pacientes con insuficiencia hepatocelular grave y hemorragia microvascular difusa ó hemorragia localizada con riesgo vital.
  10. Reposición de los factores plasmáticos de la coagulación depleccionados durante el recambio plasmático cuando se haya utilizado albúmina como solución de recambio.
Indicaciones en ausencia de clínica hemorrágica, pero con alteración de las pruebas de coagulación:
  1. En pacientes con déficit congénito de la coagulación, cuando no existan concentrados de factores específicos, ante la eventualidad de una actuación agresiva, procedimientos invasivos y / ó traumáticos.
  2. En pacientes que reciben anticoagulación oral que precisen cirugía inminente y, por consiguiente, no se pueda esperar el tiempo necesario para la corrección de la hemostasia con vitamina K administrada por vía intravenosa, que es de 6 a 8 horas.

TRANSFUSION DE CRIOPRECIPIOTADOS

La finalidad del crioprecipitado es el aporte de Factor VIII-C, Factor VIII-Von Willebrand, Factor XIII y fibrinógeno.

Se obtiene mediante la descongelación a 4 ºC de una unidad de plasma fresco congelado, tras lo cual se centrifuga para sedimentar el precipitado y eliminar la mayor parte del plasma sobrenadante. El sedimento con 15 – 20 ml de plasma se vuelve a congelar y se conserva a temperaturas inferiores a – 30º C durante 3 años. Cada crioprecipitado contiene al menos 70 unidades de Factor VIII y 140 mg de fibrinógeno por unidad.

Actualmente el aporte de estos factores debe ser realizado mediante productos concentrados, de la industria farmacéutica, sometidos a técnicas de inactivación viral. Sólo ante carencia puntual de productos farmacológicos se debe utilizar crioprecipitados.

Indicaciones de crioprecipitados, en ausencia de productos farmaceúticos, serán:
  1. Sangrado microvascular con tasa de fibrinógeno es < 1.0 gr / L
  2. Sangrado ó procedimiento invasivo en pacientes con enfermedad de Von Willebrand en los que la Desmopresina (DDAVP) no es efectiva.
  3. Sangrado ó procedimiento invasivo en pacientes con disfibrinogenemia.
  4. Sangrado ó procedimiento invasivo en pacientes con déficit de Factor XIII C)

COMPONENTES PLAQUETARIOS

Plaquetas obtenidas por aféresis: suspensión de plaquetas obtenidas mediante tromboféresis.

Plaquetas obtenidas por aféresis, leucodeplecionadas: suspensión de plaquetas obtenidas por aféresis, de la cual se ha eliminado la mayor parte de los leucocitos.

Unidad plaquetas recuperadas: suspensión de plaquetas, obtenida mediante procesamiento de una unidad de sangre total.

Unidad plaquetas recuperadas, leucodeplecionadas: suspensión de plaquetas obtenida mediante procesamiento de una unidad de sangre total, de la cual se ha eliminado la mayor parte de los leucocitos.

Mezcla plaquetas recuperadas: mezcla de suspensionesde plaquetas, obtenidas mediante procesamiento de varias unidades de sangre total durante o después de la separación.

Mezcla plaquetas, recuperadas leucodeplecionadas: mezcla de suspensiones de plaquetas obtenidas mediante el procesamiento de varias unidades de sangre total durante o después de la separación y de la cual se ha eliminado la mayor parte de los leucocitos.

TRANSFUSION DE PLAQUETAS

La finalidad de la transfusión de plaquetas es prevenir ó detener hemorragias causadas por una disminución del número y/ó una alteración en su función. Es necesario valorar, además, otros tratamientos alternativos y/ó coadyuvantes como la hemostasia local, el DDAVP ( Desmopresina ) , los antifibrinolíticos , etc. Los productos utilizados son los concentrados de plaquetas obtenidos de dos formas:

  1. Mezcla de 4-5 capas leucoplaquetarias: Pool de plaquetas.
  2. Aféresis de plaquetas

Indicaciones de transfusión de concentrados de plaquetas.

  1. Transfusión profiláctica
    Su indicación se basa en el recuento de plaquetas, en la etiología y su reversibilidad y enotros datos clínicos. En general se reserva para trombopenias causadas por defecto de producción a nivel medular. En estos casos, una dosis debería aumentar el recuento plaquetar de 30 a 50x109/ L. Son ineficaces en la púrpura trombopénica autoinmune y están relativamente cointraindicadas en la púrpura trombótica trombocitopénica y en la trombopenia secundaria a la heparina, por aumentar el riesgo trombótico. En general están indicadas con cifras menores de 10x109/ L (10.000 /ml). Si existen otros factores de riesgo hemorrágico, como alteraciones de coagulación, infecciones graves, tratamiento antifúngico, etc es razonable transfundir con cifras menores de 20x109/ L. Antes de procedimientos invasivos se recomienda transfundir con cifras menores de 50x109/ L y, si la cirugía es sobre el SNC o los ojos, con cifras menores de 100x109/ L. En trombopeniascrónicas, estables de larga evolución es razonable no transfundir de forma profiláctica.
  2. Transfusión terapéutica
    Se realiza cuando existe una alteración cuantitativa y/o cualitativa de las plaquetas y el paciente presenta una hemorragia atribuible a este motivo. Se recomienda transfundir plaquetas en caso de hemorragia y recuentos menores de 50x109/ L ó alteración funcional important